2402

Se colocan como víctimas sufridores y rechazan a otros que sufren

16/12/2011



¿Hermanos, de qué sirven las lecciones si no hay alumnos?

Muchos caminan sobre la Tierra, quejumbrosos por las dificultades que enfrentan. No perciben que ante el Padre son la solución para otros tantos que aún más lacrimosos, vaguean por el astral del Planeta, en busca de alguien que les ayude.

Quieren ayuda, pero no quieren ayudar. Se colocan como víctimas sufridoras y rechazan a otros que sufren. Demasiado entregados a la auto-piedad, se hunden en el atolladero de la inercia, creyendo que en un pase de magia se producirá un milagro en sus vidas, trayendo la tan soñada felicidad.

Pobres y bobas criaturas, ignorantes de las Leyes de Dios.

¡Recibe aquel que da!

Se alivia del yugo aquel que solidariamente auxilia en el alivio del yugo del compañero de camino.

Ameniza su sufrimiento aquel que resignadamente recomienda la aceptación del sufrimiento, con la certeza de las promesas de felicidad en el porvenir.

Hermanos, levantaos de la pobreza espiritual a la que os entregasteis y venid al encuentro de la liebración mediante el trabajo mediúnico realizado con las bendiciones de Jesús.

Es Él quien os convoca a dedicaros en cuerpo y alma en favor de los carentes, a Él es a quien negáis cuando rechazáis asistir en Su nombre a los más necesitados.

Hermanando preciosas fuerzas con las Huestes de la Luz, cerraréis el circuito energético que envuelve a los seres humanos en este tiempo, impidiendo que se acoplen los seres perversos que intentan driblar la seriedad de las actividades de la Siembra Cristiana, aventurándose por los tormentosos y tortuosos caminos de las "sombras".

De la pereza no sacaréis nada.

Con dejadez sólo construiréis tristezas.

Con el desprecio llenaréis vuestras conciencias de remordimientos.

De vuestras negligencias guardaréis tristes recuerdos.

Con la negación del trabajo heredaréis repeticiones.

Meditad estas palabras. Son duras como el diamante que corta el vidrio para sacar de él una copa brillante que sacia la sed del viajero.

Trabajad, estudiad, servir sin demora.

Emmanuel

GESH – 04/11/2011 – Vitória, ES – Brasil




RETORNAR ÀS MENSAGENS E DIVULGAÇÕES SALVAR IMPRIMIR COMPARTILHAR
CONTACTO CON NOSOTROS AHORA!
Todos los derechos reservados Extras e Instras | 2017
FBrandão Agência Web