3972

Evitad atender a los ecos del pasado

15/04/2021

      A+ A-


Videncia: Veo a Tío Antonio, Hermano Francisco y Tía Irene en la fiesta de junio de los niños de ASJ. Con ellos se encontraron muchos espíritus de niños con discapacidades físicas y mentales, pero felices de estar en la fiesta.

Luego de la oración ofrecida por los niños del plano físico, hubo una explosión de Luz irradiada de los Seres Superiores, envolviendo a los niños de ambos planos, quemando miasmas y toxinas adheridas a sus cuerpos espirituales. Fue muy hermoso y emocionante. Entonces habló el hermano Francisco:

"¡Venid a mí, hijitos, porque de ellos es el Reino de los Cielos!" Exhortó Jesús.

Insensata humanidad que responde a los gritos de la Bestia en confrontación al Evangelio de Cristo y manchar la pureza infantil. Última debacle de esta "humanidad del fin de los tiempos".

Madres y padres, ustedes son los co-creadores de sus hijos. Abrir los corazones y mentes para comprender que ellos necesitan de vuestro amparo y educación para redimirse ante las Leyes Supremas. Ustedes mismos, espíritus endeudados, recibís  de la Divina Providencia recursos correctivos para disminuir vuestros débitos en la conducción feliz de las almas que os llegan a ustedes como hijos amados. Desviarlos del camino, retirando su pureza, destruyendo bruscamente esperanzas de un porvenir feliz, y es más alto enfrentamiento con la Justicia Divina que prevé gravísimos prejuicios morales en la deuda del infractor.

Evitar atender los ecos del pasado que identifican a los niños como adversarios que necesitan de castigo.

Vean a vuestros hijos como regalo divino, oportunidad bendita de la practica del amor que dignifica y regenera a la criatura.

En la pobreza o en la riqueza, los adversarios renacen en lazos consanguíneos; pero, es responsabilidad de los padres respetar y amar a sus hijos, donando de sí, a través del ejemplo de la honestidad y el amor, para que los hijos, almas derrochadoras, necesitadas de amparo, no se enreden más, en el crimen y la delincuencia.

En esta humanidad, si la familia se ha consumido moralmente en quiebra, que haga el esfuerzo de cada criatura, madres, padres y responsables, para mantener integra la pureza infantil, pues de ella depende el equilibrio psíquico, moral y espiritual de cada ser lanzado a las refriegas reencarnatorias.

Aquel que impone malos tratos y abusos a los niños es alma abyecta, anticristiana y condenada al exilio planetario.

Los enemigos se encuentran en la arena terrenal y el atractivo amoral y anticristiano domina las mentes de los desviados del camino.

Supliquemos de rodillas, al Adorado Maestro Jesús que envuelva víctimas y verdugos que se afrontan en este final del ciclo planetario, con Su Inmenso Amor que cura todas las heridas y alivia el peso de tantos que asisten a Su Sublime Presencia.

La paz envuelva a todos.

  

Hermano Francisco

GESH – 21/06/2008 – Vitoria, ES – Brasil

 

Nota: Mensaje retirado de la Divulgación 50




VOLVER A LOS MENSAJES Y DIVULGACIONES
CONTACTO CON NOSOTROS AHORA!
Todos los derechos reservados Extras e Instras | 2017
FBrandão Agência Web